Operaciones con moneda extranjera. Registro y valoración contable

10 mayo, 2019 | Consulta Contable

Antecedentes: se trata de una Sociedad limitada unipersonal que se dedica a la intermediación comercial. Básicamente opera con países extranjeros de fuera de la UE. Hasta ahora solo operaba con una cuenta con euros, pero este año pasado abrió una cuenta con dólares para evitar así comisiones por cambio de moneda.

Tiene pocos movimientos con esta cuenta, básicamente son ingresos los cuales están contabilizados con euros (para declarar como exportaciones en el modelo 303) y por el valor que había en aquel momento para el tipo de cambio (Euro/Dólar).

CONSULTA

  • ¿Lo contabilizo todo en dólares y a final de año algún tipo de regularización/diferencias de tipo de cambio?
  • Contabilizo todo en euros a precio/valor de cada movimiento (ingreso/gasto) en su momento… a final de año busco el valor en euros del saldo a 31/12 de la cuenta y las diferencias las aplico a diferencias del tipo de cambio? No sé qué cuentas de ingresos/gastos para el tipo de cambio… Imagino que este escenario sería el más correcto…

(*) Consulta formulada por un cliente, suscrito a 2ª opinión experta. Todas las referencias al cliente se han omitido por motivos de confidencialidad.

RESPUESTA

En contabilidad, teniendo en cuenta que los estados financieros se formulan en una única moneda, surgen dos procesos de conversión de saldos en moneda extranjera:

  • transacciones en moneda extranjera;
  • conversión de los estados financieros de una empresa o de un componente de la misma (sucursal o entidad consolidada) a una moneda de presentación distinta de la del entorno económico en el que opera la empresa o el componente de la misma.

La normativa contable española relativa a la moneda extranjera que afecta a la consulta planteada es básicamente el PGC NRV 11ª y, para las PYMES, el PGC PYMES NRV 13ª; ya que no se desprende de la misma que nos encontremos en el caso de la necesidad de formular Cuentas Anuales Consolidadas. 

Dentro de las operaciones en moneda extranjera que regula el PGC es posible distinguir entre:

a) Transacciones en moneda extranjera.
b) Conversión de las cuentas anuales a la moneda de presentación.

Por tanto, los criterios contables del PGC se fundamentan en el principio de que la situación financiera y los resultados de una empresa se valoran en base a la moneda funcional entendida como moneda económica de la empresa, es decir, la moneda del entorno económico en que opera la empresa y en la que genera y emplea el efectivo. Es por ello que cuando una sociedad tiene una moneda funcional distinta al euro, la operativa a seguir que asume el PGC para obtener las anotaciones del Libro Diario y las cuentas anuales en euros, pero valorando las operaciones en términos de la moneda funcional, implica seguir los dos pasos siguientes:

  1. Registrar las operaciones en moneda funcional (en nuestro caso no cabe duda de que es el euro) y elaborar los estados financieros en moneda funcional (registro auxiliar base).
  2. A partir del registro auxiliar base en moneda funcional (el euro), se ha de elaborar el Libro Diario, convirtiendo cada transacción al tipo de cambio existente en el día en que tiene lugar, ajustando los saldos de tal forma que se obtengan las cuentas anuales que resultan de convertir a euros los estados financieros en moneda funcional, según los criterios de conversión de cuentas anuales a la moneda de presentación.

Ello implica que tanto las anotaciones contables en el Libro Diario como la formulación de las cuentas anuales han de ser realizadas en euros.

Este marco teórico viene avalado asimismo por la consideración que el PGC hace de dos tipos de partidas que nos podemos encontrar en la práctica contable, según su naturaleza:

  1. Partidas monetarias. Son el efectivo, así como los activos y pasivos que se vayan a recibir o pagar con una cantidad determinada o determinable de unidades monetarias. Es el caso, entre otros, de préstamos y partidas a cobrar, débitos y partidas a pagar e inversiones en valores representativos de deuda que cumplan los requisitos anteriores. 
  2. Partidas no monetarias. Son los activos y pasivos que no se consideren partidas monetarias, es decir, que se vayan a recibir o pagar con una cantidad no determinada ni determinable de unidades monetarias. Se incluyen, entre otros, los inmovilizados materiales, las inversiones inmobiliarias, el fondo de comercio y otros inmovilizados intangibles, las existencias, las inversiones en el patrimonio de otras empresas que cumplan los requisitos anteriores, los anticipos a cuenta de compras o ventas, así como los pasivos a liquidar mediante la entrega de un activo no monetario.

El siguiente paso es cómo valorar una partida cuando se reconoce contablemente (valoración inicial) y cuando se produce el cierre del ejercicio (valoración posterior), que es a lo que se alude directamente en la consulta. Para ello, disponemos de las siguientes cuentas relativas a la operativa con moneda extranjera:

  • (668) Diferencias negativas de cambio. Pérdidas producidas por modificaciones del tipo de cambio en partidas monetarias denominadas en moneda distinta de la funcional. Para PYMES, se cargará: En cada cierre por la pérdida de valoración de las partidas monetarias vivas a dicha fecha, con abono a las cuentas representativas de las mismas denominadas en moneda distinta de la funcional. Cuando venzan o se cancelen anticipadamente las partidas monetarias, mediante entrega del efectivo en moneda distinta de la funcional, con abono, generalmente, a cuentas del subgrupo 57.
  • (768) Diferencias positivas de cambio. Beneficios producidos por modificaciones del tipo de cambio en partidas monetarias denominadas en moneda distinta de la funcional. Para PYMES, se abonará: En cada cierre, por la ganancia de valoración de las partidas monetarias vivas a dicha fecha, con cargo a las cuentas representativas de las mismas denominadas en moneda distinta de la funcional. Cuando venzan o se cancelen anticipadamente las partidas monetarias, mediante entrega del efectivo en moneda distinta de la funcional, con cargo, generalmente, a cuentas del subgrupo 57.

A continuación se exponen algunos ejemplos de transacciones en moneda extranjera con partidas monetarias:

A) Valoración Inicial: Toda transacción monetaria en moneda extranjera se convertirá al euro, aplicando a dicho importe el tipo de cambio de contado en la fecha en la que se debe reconocer la operación.

Ejemplo 1. La sociedad X abre una cuenta corriente en dólares por importe de 100.000 $, el día 1 de julio de 2013. El tipo de cambio es el siguiente: 1 euro = 1,3037 dólares estadounidenses (USD). Así, el 01.07.2013, por la apertura de la cuenta corriente (partida monetaria) realizaremos el siguiente apunte contable:

CódigoDescripciónCargosAbonos
573Bancos, moneda extranjera130.370
572Bancos, c/c a la vista (100.000$ x 1,3037) 130.370

B) Valoración Posterior: Al cierre del ejercicio las partidas monetarias en moneda extranjera se valorarán aplicando el tipo de cambio vigente en dicha fecha. Las diferencias de cambio, tanto positivas como negativas, que se pongan de manifiesto al realizar esta nueva valoración, como las diferencias que se produzcan al liquidar los elementos patrimoniales -puesto que estas diferencias ya estarán realizadas-, se imputarán directamente a la cuenta de pérdidas y ganancias. Siguiendo con el ejemplo anterior, al cierre de ejercicio, suponemos que el tipo de cambio será el siguiente: 1 euro = 1,3000 USD.

CódigoDescripciónCargosAbonos
668Difer. negativas cambio [100.000$ x (1,3000 – 1,3037 )]370
573Bancos, moneda extranjera370

Si el tipo de cambio hubiera sido superior: 1 euro = 1,3097 USD, entonces:

CódigoDescripciónCargosAbonos
573Bancos, moneda extranjera600
768Difer. positivas cambio [100.000$ x (1,3097 – 1,3037)] 600

Ejemplo 2. Ventas a crédito: Se realiza una venta de mercaderías a crédito a un cliente estadounidense por 50.000 dólares, siendo el tipo de cambio vigente en la fecha de operación: 1$ = 1,07 € Al final de ejercicio el tipo de cambio de 1$ = 1,077 € Llegado el vencimiento, a 15 de enero del ejercicio siguiente, cobra por banco el importe del mismo. Cotización en el momento de cobro: 1$ = 1,072 € Por la venta:

CódigoDescripciónCargosAbonos
4304Clientes, moneda extranjera (50.000$ x 1,07 €/$) 53.500
700Venta mercaderías 53.500

Al final del ejercicio el dólar ha subido 0,007: 50.000 $ x 0,007 €/$ = 350 Vendimos por 50.000 dólares, que al cambio fueron 53.500 euros. Ahora el cliente no nos debe 53.500, sino 53.500 + 350 = 53.850. Por lo tanto, si sube el dólar nos beneficia y viceversa.

CódigoDescripciónCargosAbonos
4304Clientes, moneda extranjera (50.000$ x 0,007 €/$) 350
768Diferencias positivas cambio 350

En la fecha de vencimiento:

CódigoDescripciónCargosAbonos
572Bancos c/c (50.000$ x 1,072€/$)53.600
668Diferencias negativas de cambio250
4304Clientes, moneda extranjera53.850

Normativa aplicada:

  • Real Decreto 1514/2007 por el que sea prueba el Plan General de Contabilidad, NRV 11ª.
  • Para las PYMES Real Decreto 1515/2007 NRV 13ª.

CONCLUSIÓN

Cuando la moneda funcional es el euro, las operaciones en moneda extranjera se registran inicialmente de acuerdo con la NRV 11 del PGC. La valoración posterior de las partidas monetarias en moneda extranjera, pueden originar diferencias de cambio, positivas o negativas, que deben reconocerse en la cuenta de Pérdidas y Ganancias del ejercicio en que surjan.

Últimas consultas

¿Cuál es el plazo de garantía por defectos de fabricación de un producto electrónico?

Antecedentes: una empresa vende coches eléctricos de juguete para niños. En las condiciones generales, indica que la garantía es de 2 años contra defecto de fabricación de todas las piezas, excepto...

Problemática con el permiso de paternidad recogido en Convenio Colectivo

Antecedentes: se trata de un trabajador que fue padre el pasado día 5 de julio de 2019 y que quiere disfrutar de las 8 semanas de paternidad ininterrumpidamente. CONSULTA Sabemos que el Real Decreto...

¿Cómo se valora el derecho de superficie en el Impuesto sobre Sucesiones y Donaciones?

Antecedentes: persona física (en adelante, “superficiatario”) propietario de solar industrial, que constituye un Derecho de Superficie a favor de Persona Jurídica (en adelante, “superficiario”) con...

RETE A SU EQUIPO DE FISCAL, LABORAL O MERCANTIL, CON NUESTRAS PRUEBAS "EVALUA ASESOR"

¿Está seguro que su equipo superaría nuestras pruebas y que están al día de los últimos cambios normativos ?

RETE A SU EQUIPO DE FISCAL, LABORAL O MERCANTIL, CON NUESTRAS PRUEBAS "EVALUA ASESOR 201"

¿Está seguro que su equipo superaría nuestras pruebas y que están al día de los últimos cambios normativos ?

Suscríbase, de forma gratuita, a nuestra News

Reciba las últimas consultas publicadas, así como artículos y otras actualizaciones de la empresa.

Suscripción realizada. En breve recibirá un email para su confirmación.

Share This